02 agosto 2013

Aun no termino y hay que comenzar

Estoy preparando algo qué compartir aquí en internet. Quizá no sea lo más interesante del mundo, pero al no saber qué hacer para mi servicio social, creo que tengo que hacer algo diferente y no sé si tengo que hacer algo realmente basado en lo psicológico pero es que conforme pasa el tiempo me doy cuenta que todo es psicológico. ¿Qué puedo hacer? Pues hacer lo que hago todas las veces, intentar traducir la teoría a algo de la vida cotidiana y que me sale en el salón de clases y ahora quiero compartirlo con todos y aquí será mi sitio de pruebas.

En cuanto a la historia que les quiero compartir, está a punto de terminarse, faltan como 10 de los 53 capítulos que quiero que tenga como mínimo para publicar uno cada semana y haya un año garantizado de historia. Quizá nadie lo lea, pero no me importa, quizá alguien por allí por lo menos lo critique.

Así que comenzamos con este blog, de nuevo.

Las tiritas de las piñatas

Seguramente has roto una piñata. ¿No? Si no la has roto es porque no eres Mexicano, Español, Italiano o Chino. ¡Sí! ¿Pensabas...